El lujo de volar

Barajas, Madrid

Antes de que viajar en avión implicará centrarse en soñar con el destino, para evitar tomar consciencia de lo reducido del espacio en el que hemos de pasar el tiempo hasta alcanzarlo, volar era una experiencia infinitamente más reconfortante.

El espacio no era un problema, las cabinas se parecían más a la lounge de un bar de moda que al habitáculo de un avión, y todo el mundo -tripulaciones incluidas- parecían disfrutar de la experiencia. Sólo hay que ver la galería de fotos que publicaba recientemente Infinite Legroom, para ver que volar hace cuarenta años no tiene nada que ver a lo que es ahora, al menos para la mayoría.

Las esperas en los controles de seguridad, la drásticas medidas de reducción de equipaje -si no queremos pagar sobrecoste al precio del billete-, y la pésima calidad de la comida a bordo, han hecho que viajar en avión sea bastante menos cómodo que antaño. Cómo consuelo nos queda, el abaratamiento de los precios -volar era un lujo reservado a unos pocos en los años 70’s-, y que ha aumentado la seguridad en vuelo.

En cualquier caso, la pérdida de glamour no ha sido generalizada, porque compañías cómo Emirates, Singapore Airlines o Qatar Airlines -en las lista de mejores compañías del mundo cada año-, siguen ofreciendo suites y servicios premium para los que pueden permitirse el lujo, un nicho que no se ha visto resentido. En el caso de Emirates -la primera compañía en ofrecer servicio de telefonía a bordo-, incluye un baño con spa. Podéis echar un vistazo a las cabinas privadas que Singapur Airlines Suites class ofrece en su A380 de Los Angeles a Tokyo.

Mientras, compañías europeas cómo Air France también buscan ese nicho de pasajeros para los que el precio no es un problema, y ya anunció el año pasado el lanzamiento de una nueva clase, La Première, con cocina de alta gama y cerca de tres metros cuadrados para cada pasajero. Todo un lujo!

5 Razones por las que visitar Sevilla esta primavera

Barrio del Salvador, Sevilla

Sevilla nos recibe en primavera con los colores de las jacarandas en flor, que tiñen de lila los numerosos parques y jardines de la ciudad. Y también con una agenda y varias actividades, que hemos reunido aquí.

Esta primavera Sevilla suena a ópera de Puccini -con la representación de Tosca en el Teatro de la Maestranza- hasta mediados de junio. En otros muros cargados de historia -antiguo palacio almohabe y convento de las Clarisas-, el Espacio de Santa Clara, nos sorprende hasta el próximo 12 de junio, la exposición De Zurbarán a Picasso, artistas andaluces en la Colección Abelló. Una magnífica selección de piezas de artistas andaluces, algunas de ellas exhibidas por primera vez en España.

Y hasta el 2 de julio, la obra de uno de los grandes fotógrafos del siglo XX, Sebastião Salgado, ocupa la Avenida de la Constitución -con la muestra al aire libre Génesis-, que reúne 38 fotografías en blanco y negro del comprometido artista brasileño, con paisajes, animales y personas, totalmente alejadas de la civilización, situadas en regiones remotas, casi intactas, en las que el silencio y la propia naturaleza, son los protagonistas.

Sevilla también nos invita en primavera -y antes de que el calor apriete- a recorrer su zona centro, o las orillas del Guadalquivir, en bicicleta, gracias a la amplia red de carril bici de la que dispone.

Una de las opciones más cómodas y económicas, es utilizar el servicio de alquiler de bicicletas públicas de la ciudad, SEVICI. Para los que están de visita, el sistema permite sacar un abono de 7 días consecutivos. Los primeros 30 minutos -cada vez que se retira una bicicleta de una estación- son gratuitos, y para darse de alta, tan sólo es necesario dirigirse a alguna de las más de 260 estaciones repartidas por todo Sevilla.

Setas de la Encarnación, Sevilla

La controversia acompañó la construcción del Metropol Parasol -una enorme estructura de madera con un mirador que además alberga varios espacios multiuso en sus cinco niveles-, y los sevillanos lo llaman desde su inauguración en 2011, las Setas de la Encarnación, -por la forma de los seis parasoles que la forman y la plaza en la que se encuentra-, pero hay que reconocer que el diseño del arquitecto berlinés Jürgen Mayer, es una magnífica forma de ver Sevilla desde las alturas mientras serpenteas por su estructura.

El precio de subir al mirador incluye una consumición gratuita en los establecimientos adheridos -e indicados en la entrada-, y es gratis, para los menores de 12 años. No olvides tu cámara.

10 Razones para visitar Nueva York este verano

Central Park, NYC. Nueva York

Nueva York es destino preferente para los españoles, y más de 383.000 lo visitaron en 2014. Si eres uno de los que piensa hacerlo en próximamente en 2015, te espera una ciudad llena de actividades al aire libre para todos los públicos y gratuitas.

Además en 2015, Nueva York ofrece importantes novedades, tanto a nivel de atracciones -la apertura del Observatorio de One World Trade Center es uno de los destacados, pero no el único-, cómo gastronómicas, con la inauguración de nuevos espacios.

Todas, están recogidas en este artículo con 10 Razones para visitar Nueva York este verano.

 

 

Ruta por el mejor arte urbano del mundo

Street art, Florencia. Italia

El arte urbano ha dejado de ser una expresión residual para ocupar su espacio cómo una forma de expresión más, y situarse hasta en el punto de mira de galerías y críticos, gracias a la obra de artistas cómo Banksy, cuyas interveniones en Nueva York en octubre de 2013, generaron no poca expectación.

Pero el fenómeno no se limita a un tipo determinado de ciudades, ya que nos sorprende en cualquier esquina, en los sitios más inesperados, y en la mayoría de las ciudades del mundo. De Londres a Florencia, los artistas urbanos -spray en mano-, nos dejan su impronta en las calles, a veces reivindicativos, otras poéticos, pero casi siempre, fieles reflejos de la cultura local.

Street Art, Florencia. Italia

Este artículo de Afar nos ofrece un viaje por el mundo con paradas en el arte urbano de las calles de ciudades cómo San Francisco, Marrakech, París, Buenos Aires, México DF, Nueva York o Londres. Buen viaje!